Automovilismo

¿Por qué Lewis Hamilton usa el Nº 44?

Gracias a los múltiples títulos de F1 conseguidos en estos años, el británico podría haber utilizado el "1". Sin embargo, no lo hizo.

¿Por qué Lewis Hamilton usa el Nº 44?

En los últimos años, la Fórmula 1 no contó con ningún monoplaza que llevase el Nº 1. Algo tan tradicional y característico de los campeones dejó de ser parte de la categoría en 2015, cuando el campeón reinante, Lewis Hamilton, prefirió continuar utilizando el “44”, número escogido el año anterior ante el nuevo sistema de numeración que empleó la Máxima. Desde entonces, gracias a sus posteriores conquistas (2017, 2018 y 2019) y al retiro de Nico Rosberg (2016) tras su consagración, el “1” perdió su lugar, al menos hasta que la corona cambie de dueño y este elija utilizarlo.

¿Qué es lo que liga a Hamilton con el “44” como para no usar el “1”, símbolo de los campeones, del deber cumplido y por qué no de los mejores? Es algo más fuerte que el simple hecho de mostrarle al resto su supremacía.

Todo se remonta a la infancia

El británico a sus 10 años, llevando el "44" en los laterales y frente de su karting.

La elección del seis veces campeón del mundo se vincula con sus inicios en el automovilismo. Así lo explicó él mismo a finales del año pasado, en ocasión de la entrega de la BBC Sports a la Personalidad (británica) del Deporte 2019: “Es el número que usé en mis inicios en el karting. Lo tomé de la patente del auto de mi papá, que era F44, antes de mi primera carrera”, comentó quien desde entonces lo marcó como su número de la suerte.

En 2014, Hamilton debió elegir un número para utilizar durante el resto de su trayectoria en la F1. No dudó: el "44". En ese año sumó su segundo título, lo que le dio el derecho a tener el Nº 1 al año siguiente, algo que no llevó a cabo. “A mí el ‘1’ no me genera nada. Lo puede tener cualquiera que sale campeón, como Vettel o en su momento Schumacher. En cambio el '44' no lo usó nadie. Es el número de mi familia, mí número”, expresó el monarca en aquel entonces, avalado por la regulación impuesta en el mismo 2014, que no obliga al campeón a utilizar el número más bajo del ranking. Desde ese momento se convirtió en el primer y por ahora único campeón de la F1 en defender la corona (y además con éxito) con otro número que no sea el "1".

Casualidad o no, hasta 2014 Hamilton solo había logrado un campeonato: el de 2008, único año en el que utilizó el Nº 22. Si duplicamos ese número… sí, da 44.

Marca registrada

Hamilton en la conferencia de prensa de un Gran Premio de los últimos años, luciendo uno de los tantos modelos de gorras diseñados con su número.

Más allá del aspecto afectivo, la relación entre Hamilton y el “44” se volvió icónica para la F1 como consecuencia del rotundo éxito del británico en estos últimos años, que además lo posicionó en la historia grande de la Máxima. De ello también derivó el incremento de seguidores y por ende el mayor tráfico en redes sociales de mensajes y publicaciones que utilizan el "#LH44", entre otras alusiones. Obviamente también generó un ‘boom’ comercial, gracias a la oferta de remeras, gorras y distintos productos típicos del merchandising de estos días.

¿Que otro piloto creés que a futuro tendrá una relación tan fructifera con su número como la de Hamilton y el "44"? ¡Contanos!

Juan Manuel Cardozo recomienda